Ficha del proyecto
Title
Nombre del proyecto:Cavernas de San Juanito Escobedo
Listing Location
Localidades:San Juanito Escobedo
Programa:Espacios de Paz Certificados
Dependencia:Acciones Ciudadanas
Ubicación
Dependencias Participantes
Listing Categories
Espacios de Paz Certificados
Descripción

Contexto

El 22 de marzo del 2021 inició el proyecto Preservación, recuperación y activación de sitios ancestrales en San Juanito de Escobedo bajo el liderazgo de habitantes del municipio y el acompañamiento metodológico de la Secretaría de Planeación y Participación Ciudadana del Estado de Jalisco y la participación. El objetivo de éste proyecto es fortalecer la participación ciudadana a través de la recuperación de la identidad cultural y la preservación de sitios ancestrales y arqueológicos, impulsando la organización comunitaria y el empoderamiento ciudadano para incentivar  la creación de proyectos e iniciativas que surjan desde la misma ciudadanía.

San Juanito de Escobedo es un municipio que está ubicado en la cuenca hidrológica Lerma- Santiago Pacífico-Centro, también denominada Región Cañera; cuenta con una gran riqueza cultural y arqueológica digna de ser rescatada. A través de los años ha habido algunos arqueólogos estudiando la Ex-Isla de Atitlán, en dónde se escribe, estuvo el taller de obsidiana más grande que hubo en Mesoamérica, esas tierras han guardado por años vestigios de sus antepasados que se puede observar a flor de tierra, mismas que han sido saqueadas por algunos pobladores para decorar sus casas o banquetas e incluso por personas que comercializan con ellas, desenterrando su historia.

La Mtra. María Ignacia Hernández Figueroa, Presidenta del Patronato por la conservación de sitios arqueológicos de Atitlán, ha sido pilar fundamental para el desarrollo del proyecto y su liderazgo ha sido central para que éste proyecto siga en marcha, a través del amor a su tierra y el gran interés por la preservación logró que en Octubre de 2021 la Arqueóloga Ericka Sofía Blanco y su equipo de arqueólogos, llegaran a San Juanito a seguir estudiando y desenterrando la historia de sus antepasados. 

Ritual del agua 

Cada mes, los días 22, se realiza una caminata en punto de las 12 del día, hora del cenit, con el objetivo es hacer un recorrido por el territorio para honrar y recordar a los antepasados; el punto de finalización son las cuevas en donde se realiza un ritual para honrar al  agua, ahí se ofrendan dos jarrones con agua en forma de coyote, mismos que después son vertidos en el canal y la Laguna Colorada para limpiarla con esta nueva agua que es vertida. 

Las personas que asistentes al ritual llevan flores, incienso, tabaco, instrumentos prehispánicos que se tocan durante el mismo,  incluídos silbatos que se han encontrado dentro de los vestigios arqueológicos. En este espacio se crea un altar y se inicia el ritual con el canto al Himno Nacional, en donde se cambia la letra de guerra por símbolos de paz, se exclama tres veces la palabra “México” como símbolo de identidad y fuerza, a continuación se parafrasea 7 veces el hoponopono al agua, “lo siento agua, perdóname agua, gracias agua, te amo agua”, seguido de esto los asistentes se sientan en la cueva en círculo para dialogar, a lo que le llamamos círculo de la palabra.

Justificación

Desde el acompañamiento que se ha venido realizando por parte de la SPPC, se ha identificado el valor social y comunitario que tiene el espacio para la comunidad y con ello, la necesidad de activar la participación de más actores y voluntades para lograr la preservación del territorio y la apropiación del lugar. 

En primer lugar, el ritual que se realiza en este espacio busca conectar a la comunidad con el pasado ancestral que tiene el territorio y rescatar las tradiciones y el legado que aún conserva el mismo, es decir, el espacio se está configurando como lugar de identidad y reconocimiento cultural para la comunidad de San Juanito.

Sumado a ello, la comunidad se ha apropiado de este espacio y además ha propiciado el encuentro, el diálogo y la participación de las personas, conduciendo al diálogo intergeneracional y el compromiso de la comunidad para la gestión de acuerdos y la búsqueda de alianzas para el fortalecimiento y protección del espacio. 

Es así como la comunidad se ha unido a partir de este ritual y ha promovido y activado múltiples acciones para incluir a otros actores públicos, privados y desde la academía, para fortalecer los esfuerzos desde un ánimo de gobernanza. 

En tal sentido, se propone el reconocimiento de Las Cuevas de San Juanito Escobedo como espacio de paz porque es un espacio que, desde la participación ciudadana y la gestión desde la gobernanza, ha permitido la búsqueda de la preservación del legado cultural del municipio, ha gestado el diálogo como herramienta para la construcción de ciudadanías activas desde la apropiación del espacio público.